Creo que Dos Caras es uno de los villanos más interesantes no sólo de Batman, sino de todos los personajes en cualquier comic, de cualquier historia. Imagínense cuan más allá va; Dos Caras no es una persona, pero puede representar a una persona. Dos Caras tampoco es un país, pero puede representar a naciones enteras. Dos Caras no es una forma de pensar, pero puede ubicarse en cualquier ideología con una facilidad más espeluznante que un Yeti con sierra eléctrica.

Dos Caras ha sido, durante mucho tiempo, la derecha más rancia, y a la vez, la izquierda bananera sudamericana, o más bien, el socialismo bananero sudamericano. Ese “socialismo”, o Frankenstein de socialismo, que aboga por los derechos de cada persona y la igualdad de los seres humanos, encabezado por líderes que pierden la paciencia y le gritan “homosexuales de mierda” a sus oponentes en la tele.

Los impresentables de siempre en uno y otro lado del espectro político; derecha o izquierda… los mismos bocazas insufribles quienes pretenden cambiar la realidad por otra que a lo mejor, resulta diez veces peor y más obsoleta o, en el mejor de los casos, más de lo mismo (aunque yo apuesto por lo primero). En fin; los mismos cuyos discursos dejaron de decirme algo el día que empecé a leer más, a estudiar más y a educarme más.

Ahora le tocó a Brasil; durante años, Lula, que a veces me agrada, pero también me hace pensar que sigue siendo el típico caudillo, embarraba su (posible) futura presencia en el G8 (G9, si tienen suerte) con la llanísima diatriba populista, demagógica, payasesca, chavistesca, bananera y coconut continental que ya sabe a mojito caduco y es más cansina que la cotorrería de la suegra de Condorito: ¡¡¿POR QUÉ A IRÁN NO SE LE DEJA DESARROLLAR SU ENERGÍA ATÓMICA?!! ¡ABAJO EL IMPERIO! ¡ABAJO EL IMPERIO! ¡ABAJO EL IMPERIO!

Lo que nadie le dijo a Lula ( y a  todos los trasnochados en el continente que creen que sus países son una reverenda mierda por culpa exclusiva de Estados Unidos) es lo siguiente:

1) No sólo es Estados Unidos la que ha amenazado sancionar a Irán si se atreve a desarrollar energía atómica. Es muy sabroso culpar a Estados Unidos de todas las cosas malas que tienen aunque en nuestros países la situación esté diez veces peor, (pero no mirar la viga en el ojo propio es típico de los habladores de estupideces, o los que están resentidos porque todavía no han ido a Orlando).

Sería bueno, sin embargo que les dijeran que:

– China

– Estados Unidos

– La Unión Europea

y

– Rusia


Han firmado el tratado que impide que Irán desarrolle energía nuclear, so pena de caerles en cambote a batazos (figurativamente).

Oséase, recapitulando: no sólo es Obama, sino  Hu Jintao, Putín (sorry, Medvédev*), y la batería de primeros ministros de La Unión Europea, quienes consideran que Irán no debería desarrollar energía nuclear.

*Medvédev gira su cabeza torpemente, su boca se separa de su barbilla, y menea el brazo en dirección a la audiencia acartonadamente, diciendo que no hay problema, a la vez que mira arriba y le señala a Putín que sus articulaciones necesitan aceite, otra vez

2) ¡SORPRESA SORPRESA! ¡Brasil cambió su postura! ¡Ahora también apoyan sancionar a Irán!*

 

http://www.youtube.com/watch?v=BZRVkh_-K10 (colocar este tema de fondo bailando con los brazos en alto y haciéndole movimientos pélvicos en la cara al “marxista-leninista” que tienes de mascota en tu grupo de amigos).

 

Obviamente, no va a faltar la trôupe de paladines del socialismo sudaméricano, y del marxismo, del castrismo, del chavismo, etc. (No importa que tan dispares sean las cuatro cosas anterior mencionadas en lo teórico, la trôupe son trasvestis ideológicos) diciendo que las garras del imperialismo, del illuminati, la sociedad de los huesos y la calavera ha llegado a Brasil y le han hecho un lavado cerebral a Lula y que por ello él ahora es maluco, imperialista, plutarquista, capitalista, falangista y físico culturista, sin considerar que a lo mejor, Brasil ha cambiado su postura porque…


– El Partido de los Trabajadores (el partido de Lula, muchachines, a ver si aparte de la retórica que no dice nada y que no les aprobó nunca un examen, empiezan a aprender nombres) le giró dos tuercas a Lula para que dejara de hablar estupideces y viera las cosas como son, por el bien del futuro y de la imagen de su país. Oséase; la imagen de Brasil no ante pelotudos como Chávez, sino ante los estadistas. (También conocidos como los líderes serios del mundo*)

 

*Con la excepción de Benito Berlusconi y Sarkozi Grenouille

 

– Porque en Irán, estas cosas pasan:

 

  • Mujer condenada a morir lapidada por adulterio
  • Ebrahim Hamidi colgado en Tabriz (Irán) por ser homosexual
  • Menores de edad condenados a muerte por ser novios (con foto)
  • Activista político (profesor) torturado y condenado a muerte
  • Cinco personas ejecutadas en público por ofender a Allah (video)

– Porque a la hora de la verdad, todos sabemos que, aunque no todos los musulmanes son así, las únicas personas que en el 2010 piensan como si fuera el año 1410 provienen de algunas provincias en el medio oriente (y 23 tontos sosteniendo carteles que dicen “God Hates Fags” en Arizona), y que por ende, desde Obama hasta Hu Jintao (pasando por cualquier persona con dos dedos de frente) consideran que a “la gente así” no se les puede dejar tener bombas atómicas.

– Porque saben que pueden ocasionar una III Guerra Mundial y hoy mucho más que ayer, en el espíritu altruista de Kennedy y Kruschev (y todos los ejemplos similares y grandiosos del hombre, que nos han permitido llegar hasta acá) tienen su corazoncito y saben que a la hora de la verdad, es menester ceder para procurar que nuestro mundo no se vaya al carajo…

 

Y es así como muchos llorarán, gritarán, chillarán, volverán a sus raíces infantiles revolcándose en el suelo con las manos en los oídos, pataleando, babeando y echándose pedos para no oír, una vez más, que las cosas no son como ellos quieren sino que sean sino que como son, y enarbolarán la figura de Marx sin saber quién fue ni qué dijo más allá del busto, y hablarán de Estados Unidos sin saber quienes los acompañan en las mismas resoluciones, y me criticarán sin leer bien lo que escribí. (Como en el artículo del capitalismo donde varios imbéciles me quisieron dar cátedra escribiendo con errores ortográficos y usando ejemplos mal explicados que, encima, sacaron de mi PROPIO artículo anti capitalista, pero que no se dieron que era mío porque está archivado en un año donde hasta hace poco, este blog tenía un diseño distinto). Divino.

Por eso digo; señores, con el corazón en la mano, ¿qué tanto cuesta informarse un poco antes de hablar? ¿Es que acaso la objetividad es TAN aburrida? No lo sería si la aderezan un poco como lo hago yo. Pero ni eso cambia que muchos habitantes de nuestros pueblos deberían hacerse un examen de conciencia muy profundo y averiguar, fríamente, si son aptos para opinar de política, porque tomarse todo en broma y opinar por opinar los convierte automáticamente en habladores de pendejadas o, dicho de modo más literario; en onanistas irrecuperables.

Pilas con eso ¿ok?